El camión argentino dejó el Dakar 2018 por un problema en la caja de cambios mientras disputaba la punta de la general ante el último campeón. Ahora, Nikolaev podrá repetir la victoria en la llegada a Córdoba.

Luego de más de 8000 kilómetros de competencia, donde la diferencia entre Federico Villagra y Eduard Nikolaev era de un segundo, el Iveco Powerstar del argentino dijo “basta” y abandona el Rally Dakar 2018.

El problema, según el Equipo YPF Infinia Diesel, ocurrió en la caja de cambios. Tras no poder solucionarlo, el camión 501 quedó fuera de competencia. Con esto, Nikoalev queda puntero en soledad con casi 4 horas de ventaja sobre Viazovich (Maz). Mardeev completa el top 3 a más de 5 horas.

Federico Villagra estaba realizando una labor histórica en esta competencia. Luego de una semana muy dura, logró mantenerse a menos de una hora del último campeón del Rally Dakar.

Con un rendimiento supremo en la segunda semana, el cordobés pudo descontar la diferencia y dio vuelta la historia, quedando primero en la llegada a Chilecito. Tras la Súper Fiambalá, el ruso volvió al primer puesto, con apenas un segundo de diferencia.

Antes del comienzo de la etapa 13, la de la mala suerte para el argentino, el equipo Kamaz había denunciado una supuesta recarga ilegal de combustible por parte del Team De Rooy de Iveco. Así, Villagra podía llegar a tener una durísima penalización.

Envuelto en ese aire de polémica es que se retira el vehículo de la tripulación argentina, pero con la certeza de un trabajo muy bien hecho. El Equipo YPF Infinia Diesel quedó a un paso de quedar en la historia grande del Rally Dakar. Probablemente, el año que viene pueda lograr la hazaña.